lunes, 13 de junio de 2016

JUEGOS PARA PRACTICAR YOGA

No todas las posturas de Yoga son adecuadas para realizar con los niños/as. Hay asanas que requieren de una mayor destreza y es necesario trabajar previamente unos principios básicos para alinearlas de forma correcta.


Si vas a practicar las posturas de Yoga como un juego donde el niñ@ explora con su cuerpo libremente, te recomiendo que selecciones las asanas de nivel más fácil donde su práctica no conlleva ninguna lesión. Para ello te puedes ayudar de juegos o libros que te orientarán adecuadamente sobre que posturas elegir.

Si quieres un juego de cartas con posturas y algunos ejercicios de relajación te recomiendo EduYoga. Este juego consta de 27 cartas con una cuidada presentación. 20 cartas son de posturas de yoga relacionadas con animales o elementos de la naturaleza. Detrás de cada carta encontrarás tres apartados: “Cómo lo hacemos“, “Cómo ayuda nuestro cuerpo“ y “Cómo ayuda nuestro humor“. 4 cartas son de respiraciones y están también explicadas. Para jugar se nos proponen dos maneras: un juego de memoria donde se practican las posturas y otra, más creativa y en grupo, en la que los niños tienen que inventar y representar una historia con todas y cada una de las cartas que les ha tocado. Para completar el juego de yoga hay dos cartas donde se explican dos cuentos con lecciones importantes por la vida: “El camino de la fuente“, describe la necesidad de quererse y valorarse y “El cuento de la felicidad“ nos muestra donde tenemos que buscar para encontrar la felicidad.


Si prefieres introducir las asanas dentro de un contexto te recomiendo el Zoo del Yoga. En grupo tendrán que liberar a los animales de las jaulas del zoo. Y para conseguirlo, deberán imitar al animal que muestre la carta y mantener la postura durante el tiempo marcado. A los niños/as les encanta ver como los animales se liberan de su jaula y disfrutan practicando libremente los movimientos y sonidos de ese animal después de practicar la asana. Además, el juego viene acompañado de un libro-manual donde no tendrás ninguna duda sobre cómo realizar la posturas (incluso conseguirán jugar ellos solos sin tu ayuda) y podrán también tocar el sonido del Gong con un pequeño aparato musical que intenta parecerse al sonido real.
 También puedes ayudarte de este libro "El Yoga, una aventura para niños" para seleccionar que posturas de yoga quieres practicar en tus clases. Con su lectura podrás introducir ejercicios respiratorios, de visualización, cuentos o ejercicios de concentración y meditación.

Nuestras asanas

En nuestra escola de sentimentos, a lo largo de todo este curso, hemos practicado muchas posturas. Todas y cada una de ellas forman parte de nuestro repertorio de movimientos en diferentes actividades del día. Las conocemos y sabemos cuando es adecuado usarlas. Por ejemplo, si estamos nerviosos, practicamos un rato el Leñador o el León. Si necesitamos relajarnos o escuchar cómo nos sentimos, practicamos unos segundos la rana o la mariposa. En cambio si necesitamos llenarnos de energía y entusiasmo para enfrentar alguna actividad u obstáculo, practicamos todos juntos el guerrero o el árbol. Si quieres ver todas nuestras posturas de Yoga, pincha AQUÍ podrás descargarte una imagen y leer indicaciones sobre cómo practicarla y qué beneficios nos aporta.



Juego: Oca-Yoga

Cuando los niños/as dominen unas cuantas posturas de Yoga puedes comenzar a practicar Juegos en los que las posturas serán las protagonistas. Una propuesta que requiere un poco de elaboración previa es La Oca-Yoga. Para llevar a cabo este juego tendrás que elaborar un gran tablero en el que las casillas serán posturas de Yoga. Además de la salida y la meta también puedes introducir otras casillas adicionales. En nuestro caso, añadimos la Rana Feliz una casilla para avanzar (De rana Feliz a Rana Feliz haciendo tres respiraciones por la nariz) También contamos con varias casillas de Mandala en la que la tensión aumenta porque si caes en esta casilla (Tiras otra vez pero pierdes si te sale un tres) Además del tablero necesitarás unas fichas y un dado gigante. Una vez que tengas todo, divide a los niños por equipos y jugar como si fuese una oca con la caracterísica de que cuando caen en una casilla, todos los miembros del equipo, tendrán que realizar la postura durante 3-5 segundos. Te animo a que elabores el tablero, merece la pena!! Este juego es un éxito!!



Juego: Un, dos, tres ...yoga quiero ver"

Otro juego muy divertido es Las Estatuas del Yoga. Se trata del juego del escondite inglés pero adaptado con posturas de Yoga. Todos los niños/as se ubican en una línea imaginaria de salida. Uno de ellos se coloca de espaldas en una pared mientras dice "Uno, dos, tres, yoga quiero ver" se da la vuelta rápidamente y manda retroceder a quien no esté quieto en una postura de Yoga. Una opción más elaborada es substituir "yoga quiero ver" por una postura concreta, por ejemplo "uno, dos, tres, el árbol quiero ver" y al darse la vuelta todos los niños/as tienen que estar en esa postura. El juego termina cuando alguien llega hasta la pared.



Cuando practiques estos juegos, intenta evitar la competitividad eliminando la figura del ganador.  El siguiente jugador para empezar otra partida se elegirá a través de una canción u otra opción donde juegue el azar. Reflexiona con ellos sobre las emociones que sienten cuando juegan, así se darán cuenta, que el mejor premio es participar y sentir esas emociones. Poco a poco se acostumbrarán a no competir y jugar de forma colaborativa.

Si quieres ver más juegos para practicar Yoga, recuerda el post sobre CÓMO PREPARAR CLASES DE YOGA PARA NIÑOS. Aquí te conté muchas actividades divertidas para introducir el Yoga en tu vida.

 http://aescoladossentimentos.blogspot.com.es/2016/06/clases-de-yoga-para-ninos.html

2 comentarios:

  1. es genial que los niños hagas estos ejercicios en clase se crea un entorno diferente y creo que le aporta muchas cosas buenas gracias por enseñarnos a nosotros tambien que nos viene muy bien

    ResponderEliminar
  2. Hola! A ver si me animo con vuestros consejos a dar mi primera clase, ya que hice formación, pero aún no he dado el paso. L@s niñ@s imponen!! A pesar de llevar 7 años dando clase a adultos, no consigo romper el hielo! Saludos!

    ResponderEliminar

Deja tus comentarios, nos hará mucha ilusión!!